Ozona, en primera línea del teletrabajo en España

Desde la semana anterior al confinamiento, especialmente desde el viernes 13 de marzo, la actividad en Ozona ha sido frenética. El área de Tecnología ha tenido que diseñar y ejecutar una estrategia de respuesta rápida para atender a una gran demanda que se ha generado de manera casi instantánea y con carácter de urgencia. Y he de decir que los equipos de trabajo han respondido con altísima solvencia, a pesar del escaso margen de reacción. Ningún cliente ha quedado sin atender y todos ellos han obtenido las soluciones necesarias para mantener en la medida de lo posible la normalidad laboral, lo que ayudó a contener al máximo unas repercusiones económicas muy negativas.

Con estas soluciones se ha proporcionado continuidad a servicios críticos e infraestructuras estratégicas, que están siendo clave para poder dar respuesta a la actual situación de alerta nacional, como son puertos y servicios de atención telefónica al ciudadano.

El resultado es un ejemplo del rendimiento que se puede lograr cuando funciona el trabajo en equipo. Si los profesionales de Ozona han tenido buena disposición, los interlocutores de los clientes y fabricantes también la han demostrado. Tanto los departamentos IT, como las áreas de contratación y compras, o los operadores de servicios en nube, han colaborado de manera extraordinaria para superar la situación y lograr el éxito de sus organizaciones.

En unos casos se trataba de organizaciones que no habían previsto la situación y cuyos sistemas de información no estaban totalmente preparados, por lo que se ha tenido que hacer en 48 horas lo que habitualmente requiere 2 o 3 semanas. Otras empresas, ya clientes de Ozona, sí tenían una infraestructura de digitalización del puesto de trabajo de manera previa y han podido lograr objetivos más ambiciosos, pudiendo responder de manera mucho más eficiente, proporcionando a sus usuarios experiencias en teletrabajo muy similares a las que obtienen en sus puestos de oficina.

En estos momentos podemos decir que hemos ayudado a facilitar más de 50.000 puestos de teletrabajo en la primera semana de emergencia por el coronavirus. Hemos desarrollado en tiempo récord un gran despliegue en tecnología de teletrabajo que ha permitido dar soluciones de continuidad a un gran número de empresas y organismos oficiales en toda España.

Entre los clientes que han dado respuesta a esta situación con tecnología y el apoyo de Ozona están, entre otros, Xunta de Galicia, Nueva Pescanova, Inditex, Técnicas Reunidas, Orona, Teleperformance, Caja de Ingenieros, Transports Metropolitans de Barcelona (TMB), Puerto de Ferrol-San Cibrao, Confederación Hidrográfica del Miño-Sil, Ayuntamiento de Girona, Autoridad Portuaria de Baleares, Àreas, Cells Alba-Synchrotron, Consorci Sanitari Integral o Grupo Celsa.

El plan desarrollado ha involucrado a todos los niveles de la compañía: directivos, técnicos, comerciales y equipo administrativo. Y se ha extendido a todos los territorios donde Ozona presta sus servicios: Galicia, Cataluña, Baleares, Andorra, Aragón, Euskadi, Navarra, Madrid, Extremadura y Andalucía. Hemos trabajado sin descanso y, en algunos casos, por las noches y durante los fines de semana. Y toda esta tarea se ha realizado en modo teletrabajo por parte de nuestro equipo profesional.

Enhorabuena. Y gracias.

Ramón Ares, CEO de Ozona